Usted está aquí

Concluye COP24 con negociaciones que ponen en marcha el Acuerdo de París

Logran progreso para echar a andar el Acuerdo de París, reafirmando el compromiso de presentar nuevas acciones climáticas nacionales

Katowice, Polonia.- Las negociaciones internacionales sobre asuntos climáticos ocurridas en Katowice, Polonia, concluyeron con suficiente progreso para poner en marcha el Acuerdo de París. Si bien fueron polémicas, las conversaciones avanzaron en temas importantes y prepararon el escenario para que los países presenten su próxima ronda de compromisos climáticos nacionales. El siguiente indicador será la Cumbre sobre el clima de la ONU en septiembre de 2019, cuando se espera que los países anuncien cómo aumentarán sus ambiciones para 2020.

A continuación, una declaración de Helen Mountford, vicepresidenta de Clima y economía mundiales, del World Resources Institute:

“Después de dos semanas de negociaciones, el mundo hizo el progreso suficiente para poner en marcha el Acuerdo de París.

“Los países salieron de las conversaciones en Katowice reafirmando la decisión colectiva de presentar sus compromisos climáticos nacionales para 2020, en París. Este importante resultado se logró en los últimos días debido al apoyo de los países desarrollados y en desarrollo comprometidos a aumentar su ambición dentro de dos años. La Cumbre sobre el clima de la ONU, en septiembre de 2019, será decisiva para que los líderes mundiales articulen sus próximos planes nacionales sobre el clima para responder a las advertencias del último informe del IPCC. Los países necesitarán prepararse.

“Los países acordaron elementos básicos del reglamento que da vida al Acuerdo de París. Si bien algunas pautas podrían haber sido más claras y algunos detalles siguen sin resolverse, los países tienen ya una base para implementar sus planes climáticos, y pautas comunes sobre cómo informar su progreso de una manera más sólida. Los países también acordaron hacer un inventario regular del progreso colectivo para reducir las emisiones, adaptarse a los impactos, aumentar y alinear las inversiones, y abordar las pérdidas y los daños. Para evitar las reglas que podrían haber permitido el doble conteo de reducciones de emisiones, los negociadores pospusieron el tema de los mercados de carbono hasta el próximo año.

“En finanzas, los signos fueron similares. Algunos países anunciaron contribuciones al Fondo Verde para el Clima y al Fondo para los Países Menos Desarrollados y, por primera vez, las promesas anuales al Fondo de Adaptación superaron el umbral de los 100 millones de dólares. Los países también acordaron iniciar un proceso a partir de 2020 para establecer una nueva meta financiera que supere los 100 mil millones de dólares al año. Queda claro que se necesita una asistencia financiera mucho mayor para garantizar que los países en desarrollo puedan encontrar soluciones climáticas y adaptarse a los impactos cada vez más extremos del calentamiento del mundo. El próximo año será un momento clave para que los países presenten compromisos ambiciosos para la primera reposición del Fondo Verde para el Clima.

“Las discusiones alrededor de la ciencia del clima durante las conversaciones fue sorprendente y decepcionante. Si bien más de 190 países aceptaron completamente los hallazgos del informe del IPCC, un pequeño grupo los rebatió, a saber, Estados Unidos, Rusia, Arabia Saudita y Kuwait. Dado que los impactos climáticos se sienten cada vez más intensamente, especialmente en las comunidades más vulnerables, no debería ser discutible la mejor y más reciente evidencia que la comunidad científica ofrece.

“Los esfuerzos de la administración de Trump para impulsar los combustibles fósiles están fuera de sintonía con la ciudadanía estadounidense que quiere un progreso real en el combate al cambio climático. La administración estadounidense se ha visto opacada por los líderes empresariales, gobernadores, alcaldes e inversionistas estadounidenses que mostraron durante la COP24 su compromiso de acelerar la acción climática, incluso si el gobierno federal no lo hiciera.

“La realidad es que el mundo aún no ha tomado la acciones necesarias para reducir drásticamente las emisiones globales. Y la ventana está cerrándose. La inadecuada respuesta global a la crisis climática fue denunciada de manera elocuente por Greta Thunberg, de 15 años, quien se enfrentó a los delegados en estas negociaciones, pidiéndoles que “usaran el freno de emergencia" para combatir esta crisis global. Sus palabras transmitieron un mensaje poderoso que los líderes mundiales no deben ignorar.

“El Acuerdo de París se basa en una visión del mundo donde trabajemos juntos, unidos por un espíritu de cooperación. Los jefes de estado necesitan urgentemente tomar medidas audaces en sus países, para colectivamente reducir sus emisiones, mejorar la capacidad de recuperación y aprovechar los beneficios económicos y sociales que pueden impulsarnos a un futuro más seguro y más próspero”.

Share

Añadir nuevo comentario

Mantente Conectado

Regístrate para recibir noticias de WRI Mexico

Recibirás noticias y anuncios de la red WRI Mexico.